Últimas Noticias Logo

Caracas, 23/04/2014
Iniciar sesión| Registrarse


Opinión Firmas Yolanda Jaimes Evaluar la Justicia de Género

Enviar por Correo Imprimir Imprimir Agrandar Letra Disminuir Letra
Valoración actual: 0 (0 voto(s))

 

YOLANDA JAIMES | 31/10/2011 09:50:09 p.m.
Evaluar la Justicia de Género
Recientemente realizó el Tribunal Supremo de Justicia un evento de alta importancia porque allí se hizo un análisis del sistema de justicia y dentro de este se llevó a examen meticuloso y de altura el sistema de justicia de género.
En países como el nuestro, donde a diario se ejecutan acciones negativas y a veces cruentas contra la vida de la mujer, hasta el punto de obligar a la imposición de sanciones como privación de libertad a los transgresores de la ley, el encuentro con personalidades e instituciones a quienes el Estado ha confiado la difícil tarea de velar por los intereses de la mitad de la población es merecedor de la mayor atención. El Taller de evaluación del sistema de justicia de género, así se denominó este encuentro, analizó tres aspectos de gran relevancia: la situación judicial, la situación penitenciaria y los programas de atención a la víctima.


Venezuela durante los últimos años y particularmente a partir de la promulgación de la Ley Orgánica sobre el Derecho de las Mujeres a una Vida Libre de Violencia, el 19 de marzo de 2007, se ha incorporado vigorosamente a la tarea mundial de prevenir, sancionar y erradicar la violencia por razones de sexo como obligan algunos convenios internacionales. Las cifras hablan sin necesidad de muletas. Desde julio de 2008 se materializó la creación de tribunales de violencia contra la mujer que en estos momentos suman 41 y desde entonces hasta el presente, esos juzgados han conocido 134.492 causas de las cuales han resuelto más del 50%. A diario los medios señalan repugnantes hechos que evidencian la cultura machista aún imperante en nuestra patria, donde muchos hombres y también mujeres, mantienen hábitos, estereotipos, costumbres y posiciones, que revelan la permanencia de esa cultura en el hogar y en la sociedad. De allí el interés en resaltar eventos como el señalado.


La batalla por la emancipación de la mujer es dura pero debe ser ganada. Requiere tiempo, perseverancia, conciencia y sobre todo la convicción de que solamente atravesando los muros de la desigualdad, se podrá poner en paridad de condiciones la relación hombre-mujer para que la sociedad alcance equilibrio pero también para que la paz y el amor logren su consagración definitiva. 
Abogada / Prof. UCV


 

Publicidad


No hay resultados para Lo Más Leído


Publicidad