Últimas Noticias Logo

Caracas, 16/04/2014
Iniciar sesión| Registrarse


Opinión Firmas Juan Páez Ávila El 5 de Julio de 1811

Enviar por Correo Imprimir Imprimir Agrandar Letra Disminuir Letra
Valoración actual: 0 (0 voto(s))

 

JUAN PÁEZ ÁVILA | 04/07/2011 10:58:45 p.m.
El 5 de Julio de 1811
Una de las jornadas políticas e históricas que protagonizó la sociedad civil de la Capitanía General de Venezuela, inmediatamente después que España fue ocupada por las tropas de Napoleón Bonaparte, fue la Declaración de Independencia con la firma de Acta correspondiente el 5 de julio de 1811 por los representantes de las principales provincias de Venezuela.
La Declaración de Independencia es la culminación de un proceso de luchas que encabezan los hijos o descendientes de los peninsulares y los pardos caraqueños, que habían establecido contacto con los libros y con algunos revolucionarios franceses, norteamericanos e incluso españoles que pretendían, primero, establecer la República, y posteriormente liberarse de la ocupación napoleónica. La primera gran jornada política fue la deposición del capitán general Vicente Emparan y la constitución de una Junta Suprema Defensora de los Derechos de Fernando VII, lo cual ocultaba seguramente la intención y hasta los planes para liberarse del régimen monárquico, que ya lo habían logrado los norteamericanos y luego los franceses.




En el Campo de Carabobo se sella la independencia que la sociedad civil había declarado en el Congreso de la Confederación de las Provincias asistentes a sus deliberaciones, pero también se sella un pugilato que se prolongará por toda la historia nacional, entre el poder militar y el civil, con la preponderancia de quien poseía la fuerza de las armas. Nunca se restituye la Constitución de 1811, sino que los caudillos militares en ejercicio del poder político hacen aprobar nuevas cartas magnas adaptadas a sus planes hegemónicos. Copian de la Constitución de 1811 aquellos artículos que pueden darle un carácter liberal a sus mandatos. Pero quedan desterrados aquellos artículos que coliden con sus principios militares del orden, la disciplina y la obediencia; incluso encuentran civiles con mentalidad caudillista que elaboran teorías para justificar los gobiernos de fuerza.




No obstante que un historiador tan agudo y estudioso como lo es el Dr. Germán Carrera Damas llega a la conclusión de que la tendencia autoritaria que representan Chávez y el chavismo, alimentado por los restos del socialismo autoritario de Fidel y Raúl Castro, es un intento fallido, condenado al más rotundo fracaso, lo cierto es que hoy vivimos momentos de confrontación entre el autoritarismo militar y los principios de la democracia parlamentaria establecida en la Constitución de 1811, que condujo a los próceres civiles de entonces a declarar la independencia de Venezuela.
Periodista

 
Últimos artículos

Publicidad


No hay resultados para Lo Más Leído


Publicidad