Inicio » Papayapedia » Vinos españoles para disfrutar

Vinos españoles para disfrutar

Fundada en 1952, es una compañía familiar con caldos de alta calidad que comprende las bodegas de Félix Solís SL
    Compartir

Luis Villapol.-  El grupo Félix Solís Avantis es el mayor bodeguero vinícola de España, y su amplia red de distribución lo sitúa entre las primeras diez comercializadoras internacionales de vino, marcando presencia en más de 115 países.

Actualmente ocupa la posición 6 en el top 100 de las bodegas del mundo, la segunda entre las españolas y la tercera más premiada con 200 medallas y reconocimientos, según se refiere en el World Ranking of Wines & Spirits.

Fundada en 1952, es una compañía familiar con caldos de alta calidad que comprende las bodegas de Félix Solís SL en la denominación de origen Valdepeñas y La Mancha, y de Pagos del Rey SL en las denominaciones de origen del norte de España: Ribera del Duero, Rueda, Rioja, Toro y Rías Baixas, que contribuyen a su destacado posicionamiento en el ranking mundial.

En el mercado nacional

De la amplia oferta de Félix Solís Avantis, la distribuidora venezolana Corporación Askar ha traído al país tres varietales tintos de la línea Consigna que provienen de Castilla La Mancha.

El Cabernet Sauvignon es elegante, afrutado y con notas balsámicas; perfecto para acompañar con verduras al horno, cerdo, arroces, guisos o cordero asado.

El Merlot también es elegante y equilibrado, tiene un sabor rico, con aromas a ciruela y cereza. Va como anillo al dedo con quesos madurados, carnes rojas y arroces caldosos.

El Tempranillo tiene sabores de frutas negras concentradas, con un toque de roble tostado, y es ideal para todo tipo de carnes, embutidos y quesos curados.

Un dato importante es que estos tres vinos jóvenes se recomiendan a una temperatura de 15°C o 16°C (sería perfecto). Eso sí, lo ideal es que la botella se ponga a enfriar 15 minutos antes de ser servido.

También son denominados “tranquilos”, pues no pasan por la crianza en barrica sino que van del depósito a la botella, es decir, son obtenidos mediante la fermentación alcohólica natural del mosto o zumo de la uva.

Según anunció Pablo Elexgaray, presidente de Corporación Askar, estos caldos se encuentran disponibles en el mercado desde hace casi tres meses, y aunque el Tempranillo se ha movido, “es el Merlot el que se ha vendido muy bien”, precisó.

Informó que los mismos se consiguen en las distintas cadenas de supermercados, licorerías, en los principales bodegones caraqueños y algunos restaurantes. Sobre el precio de las botellas, es bastante razonable.