Últimas Noticias Logo

Caracas, 20/10/2014
Iniciar sesión| Registrarse


OPINION | 29/05/2012 05:11:00 p.m.
Respuesta al artículo "La Televisión en Venezuela, un cáncer audiovisual”
En primer lugar llama poderosamente la atención lo crudo del titulo de este artículo, relacionar cáncer con los contenidos de la televisión resulta a decir lo menos tremendista, también denota alguna predisposición hacia esta, cuando se cataloga como denigrante cierta programación

Por otra parte, determinar que la audiencia ha tenido que “conformarse” con ciertos contenidos que de manera tal vez perversa colocan los canales de TV resulta por demás tendencioso, pues subrepticiamente da a entender que es una conducta preconcebida por parte de estos con vaya usted a saber que aviesa intención, y que la audiencia no tiene más opción que sentarse resignada a rumiar dichos contenidos, otro aspecto llamativo es el relativo a la responsabilidad que el periodista le endosa a la televisión en lo que tiene que ver con los procesos formativos de la ciudadanía, se aprecia en este escrito una clara intención por cargarle la tinta a la televisión en cuanto a su supuesta responsabilidad en la deficiencia de los mencionados procesos y en la perdida de los valores de los ciudadanos, queda a la intemperie la duda de ¿entonces donde quedan las estructuras que el deber ser indican que son los directamente responsables de esta crucial función a saber, el hogar, en primer lugar y luego la escuela? 

Es posible que el periodista ignore que la Televisión vive bajo la tiranía del rating, vale decir vive en función de los índices de audiencia, dicho de otro modo, la TV vive en función de la cantidad de personas que la vean, y su éxito o su fracaso vendrá determinado por esa cifra, y hasta el momento no se conoce otra formula para cautivar a dicha audiencia que poner en pantalla lo que ella quiere ver, ya lo dijo el cineasta ingles Clive Barker “La televisión es el primer sistema verdaderamente democrático, el primero accesible para todo el mundo y completamente gobernado por lo que quiere la gente, lo terrible es, precisamente lo que quiere la gente” y agrego yo que de eso no tiene la culpa la televisión, si no nos gusta lo que ponen en pantalla los canales de televisión debemos, antes de hacer juicios a priori, preguntarnos que los obliga a hacerlo, seguramente allí encontraremos la respuesta a los cuestionamientos que tenemos acerca de la calidad de esta, lo más probable es que lo que encontremos no nos guste, pero es la única manera de repartir correctamente las culpas, y no seguir usando el comodín de la Televisión como perfecto chivo expiatorio para justificar todos los males del mundo contemporáneo.

Fernando Mariño
fmarino@televen.com
*Cineasta, publicista, escritor del libro “Televisión ver o no ver”.
 
Este artículo es en respuesta al artículo de opinión de @SamuelMorales_ : "La televisión en Venezuela, un cáncer audiovisual".





Publicidad


Publicidad


Publicidad


Publicidad


Publicidad


Publicidad