Últimas Noticias Logo

Caracas, 02/09/2014
Iniciar sesión| Registrarse


OPINION | 27/07/2012 12:52:00 p.m.
Quieto en Primera: El legado del Patón
Cuando se cumple este viernes 27-07 un siglo del nacimiento de Alejandro “Patón”Carrasquel, es momento de hacer una retrospectiva de cuál fue su legado

Quieto en Primera: El legado del Patón
Debutó con los Senadores de Washington (Creditos: Archivo Cadena Capriles)
Alfredo Villasmil Franceschi | Últimas Noticias.-

Este lanzador, para los pocos que no saben o comienzan en estos días a adentrarse en las lides beisboleras, fue el primer pelotero nacido en estas tierras del paralelo 12, en llegar a las mayores. Fue el 23 de abril de 1939, cuando lanzó por primera vez con los Senadores de Washington.

En aquellos días, ver a un latino en la Gran Carpa era casi un milagro. Y ni pensar con disfrutar del juego agresivo de los peloteros afroamericanos, ya que aún no se rompía la barrera racial. Más allá de los números colocados por este serpentinero, tío materno del “Chico”, lo más importante de todo fue que puso a Venezuela en el mapa de las mayores. Fue la primera vez que los gringos voltearon hacia esta tierra de gracia y comprobaron que había un talento sin descubrir, cantera inagotable. Abrió la compuerta, la cual ha sido fecunda y prolija de buenos peloteros.

En el libro de Carlos Figueroa Ruiz y Javier González dice, en la página 18, se lee que el susodicho nació el 27-07-1912 en la parroquia Candelaria. Más específicamente en la casa 5, el callejón cero, calle Este 6 de la mencionada jurisdicción. En Baseball Reference dice que su fecha de nacimiento fue el 24 de julio, pero está equivocada. Esto crea un desbarajuste en el tiempo y acontecer de la historia de nuestra pelota, porque hemos caído en la deleznable costumbre de quedarnos sólo con lo que dice Wikipedia o cualquier otro medio electrónico y ya no vamos a los libros metódicamente bien realizados.

Cuando nosotros hacíamos nuestra tesis del beisbol en el Zulia nos dijeron que William Phelps había llevado el beisbol a Maracaibo en el año 1910 con su tienda El Bazar Americano. Esa era la leyenda, la mentira convertida en verdad, porque Fulanito lo había dicho así, pero las evidencias documentales dicen lo contrario. Fue en 1897, de la mano de Juan Bessón, cuando este deporte pisó la tierra del sol amada. Vaya este inciso para explicar lo arriba expuesto.

Ahora, la importancia del Patón es que fue quien salió al campo con banderas desplegadas, el comandante de la tropa. Eso nadie se lo va a poder quitar. Y llegó en una época donde no era sencillo arribar a La Meca de este deporte. Eran solo 8 equipos por liga, sin divisiones, y en las menores había organización hasta con 20 equipos, ya que se jugaba hasta clase C y en la misma categoría había hasta varios conjuntos del mismo tronco.

Entre 1939 y 1997, con Luis Ordaz el 3 de abril del mencionado año, se contaban 100 criollos en Grandes Ligas. Ya desde el 94 las academias radicadas en el país daban sus frutos y comenzaban a verse compatriotas por decenas en las mayores. Ahora, en 19 años hemos 181 peloteros en total que han jugado en Grandes Ligas, tomando en cuenta a Pedro Hernández, que se vistió de toga y birrete el pasado 18 de julio del presente año, cuando debutó, y se despidió, con los Medias Rojas de Boston.

Se dice fácil este número total de grandeligas, 281, pero en realidad nada de esto hubiera sido posible sin el Patón. La historia es como es y no como queremos que sea, por eso hoy le dedicamos estas líneas, como un sincero homenaje a su legado. Nadie le puede quitar el récord de haber sido el primero.

El beisbol es libertad, libertad en movimiento.



avillasmil@cadena-capriles.com


Publicidad


Publicidad


Publicidad


Publicidad


Publicidad


Publicidad