Inicio » Opinión » Polvo cósmico

Polvo cósmico

Fotografia: Miguel Acurero.
    Compartir

Roberto Hernández Montoya.-  Vivimos rodeados de un cementerio de cadáveres políticos. «Polvo cósmico» es una de esas frases eficientes que Chávez nos legó. Luis Britto García propone un psicoanálisis para cadáveres políticos, para que asuman su muerte y no sigan jorobando a quienes quedan con vida.

¿Cómo se convierte alguien en zombi político? Fácil. En este planeta de hegemonía financiera, es decir, todo el poder para los bancos, basta cuadrarse con el hegemón bancario como político pícaro y arrastrado y listo, eso garantiza un repudio colectivo de la creciente población lúcida, que en Venezuela es mayoría.

¡Zuas! polvo cósmico en cosa de meses, semanas, horas, porque la gente lúcida prende de a toque. Su tiempo de gracia es cada vez más abreviado y capta la volada en un tris y cuando vienes a ver estás en un tremedal ignominioso, en un merengue de gente traidora, perfidias y plazos traicioneros chapoteando torpemente en un pantano maloliente en que terminas dándote asco, contemplando cómo se te pasó la vida y cómo se te vino la muerte tan callando. En tu amargor repudias a quienes permanecieron leales como si te hubieran ofendido. Es ese momento patético en que la honestidad te insulta. No he vivido ese momento, pero atisbándolo de lejos infiero que debe ser bien triste, a juzgar por la mueca aterradora que se te pone.

Más triste aún, para tus nuevos valores, es cuando ya nadie te responde las llamadas, te evitan, se cambian de acera, no te invitan más y pasas tu primera Navidad en la soledad profunda, porque hasta tu familia te elude, a lo sumo con cuatro hipócritas que no acompañan a nadie, que te terminan esquilmando lo poco que te quedó. Si salías por televisión ya no sales, sí escribías por la prensa ya nadie te lee. Hay un día en que la gente ni te ignora, Cantinflas dixit. Eres menos que zombi, porque me han asegurado que los zombis se ven. Al menos en las películas. Siempre pensé que los lugares embrujados de fantasmas no existían, pero vi la Asamblea Nacional en desacato y tuve que rectificar.

Y peor que cósmico, perdona pero el retruécano se cae solo, te vuelves polvo cómico.

@RHM1947

 Roberto Hernández Montoya

Agregar Comentario

Click here to post a comment