Inicio » Opinión » Niñez en tiempos de crisis

Niñez en tiempos de crisis

    Compartir

Aurora Lacueva.- Ya llevamos 17 trimestres de contracción de nuestra economía: no solo no avanzamos sino que retrocedemos. Y, mientras, la hiperinflación aumenta de manera brutal. Imposible pensar que niños, niñas y adolescentes puedan atravesar sin daños estos tiempos tan negativos. Sin embargo, y a pesar de todo, en 2017 se logró aumentar un poco la cobertura educativa de la población entre 6 y 11 años de edad, aunque bajó para la población de 12 a 17 años. Creemos que este año va a arrojar peores resultados, dado el declive de la situación general. Tomamos datos de la Encuesta sobre Condiciones de Vida, años 2015 a 2017, realizada por tres universidades: Central de Venezuela, Católica Andrés Bello y Simón Bolívar. En 2017, 61% de los y las estudiantes encuestados decían no faltar nunca a clase, mientras 39% sí lo hacían “a veces”, por falta de agua (19%), comida en el hogar (12%), luz (11%) o transporte (9%) como principales razones. Este año, entre profesores se conversa de la inasistencia o deserción estudiantil, sobre todo en el nivel medio: salones de 30 alumnos donde solo quedan 15.

Es importante que el Ministerio del Poder Popular para la Educación investigue este asunto, informe y actúe en consecuencia. ¿Cómo estimular hoy la permanencia en las aulas? Desayuno y almuerzo completos cada día en el plantel es una medida relevante, que no admite fallas. Entre la población de 3 a 17 años más pobre, tres de cada cuatro alumnos dejan de ir a la escuela alguna vez por falta de comida. Comida en la escuela es salud y educación a la vez. También importa el asegurar transporte para las y los escolares. Notamos que se están rescatando autobuses parados, acción que tendría que multiplicarse. Más allá, estudiosos del tema señalan que el servicio de transporte requiere organizarse mucho mejor. Por otra parte, las y los liceístas deberían tener acceso directo al Inces, con becas, y cursos reconocidos en su plan de estudios. Ello puede ser un estímulo para quedarse en el liceo hasta la graduación.

Pero los paliativos no bastan: requerimos iniciativas globales y sistemáticas a fin de salir de este foso. Es clave el acuerdo entre los diversos factores, que permita diseñar una salida política consensuada, la cual a su vez ofrezca estabilidad a una mejor acción económica.

Aurora Lacueva

lacuevat@hotmail.com

Agregar Comentario

Click here to post a comment