Inicio » Opinión » Estados Unidos: una agresión que no cesa

Estados Unidos: una agresión que no cesa

Asalia Venegas - Ataques
    Compartir

Asalia Venegas.- La desaparición física del comandante Chávez ocurrió hace cinco años, en medio del estupor colectivo de su pueblo que lo veía retornar sano y salvo de la penosa enfermedad que lo aquejaba y que con gran estoicidad él sobrellevaba.

Eventualmente se refería al cáncer que padecía. Y su esperanza siempre recayó en la oración y en la fe que junto a muchos profesaba. Indiferente a todos estos detalles -para ellos sin ningún valor- el imperio continuaba su labor genocida y depredadora sobre todo contra Venezuela y su gobierno.
Para la derecha mundial no han bastado las voces que en el mundo se han levantado denunciando la injerencia gringa que de nuevo ha levantado “el garrote vil” contra nuestro país como en los peores días de comienzos del siglo XIX, cuando nadie podía opinar nada en contra de la voz del “gran hermano”. La sumisión era casi total. Pocos países contrariaban los designios del llamado Tío Sam, al que había que obedecer. Mucha agua ha corrido bajo los puentes. Sangre y desolación han impregnado la lucha en nuestras tierras. Y la expectativa está a la vista.

La crueldad en las prácticas de intromisión de la OEA y de Luis Almagro, han sido las gotas que derramaron el agua del vaso. Obama en su primer período aprobó un Decreto que colocaba a Venezuela como una amenaza inusual y extraordinaria para la seguridad de los Estados Unidos. Este mandatario se despidió hace poco del gobierno en su país y refrendó el mencionado Decreto; que -como anillo al dedo- asumió Trump.

Venezuela preside el Movimiento de los No Alineados (Mnoal) y cuenta con el apoyo de los países del Caribe; aparte del apoyo que le brinda la Celac y las naciones que conforman el Alba –TCP. Sólo el grupo de los perritos echados en la alfombra que preside Kucynski –al que ahora denominan- el “Cartel de Lima”- se desgañita en su apoyo a las políticas retrógradas de Estados Unidos en contra de Venezuela y de su gobierno.

América Latina ha dicho de pie y con voz firme que no acepta más injerencias. Señala que Venezuela tiene el derecho de participar en la Cumbre de las Américas, que se efectuará próximamente –cuyos derechos no pueden ser conculcados por un capricho de los EEUU. Hasta le han dicho a Venezuela: “Bienvenida a la Cumbre”. Todo lo que ha pasado en el país en los últimos años, gira en torno a la figura de Chávez cuya impronta, legado y recuerdo siguen incólumes.

Asalia Venegas

Profesora UCV

Agregar Comentario

Click here to post a comment