Detienen a 176 guatemaltecos tras redada en EEUU

Share on facebook
Share on twitter
Share on whatsapp
Share on email
Share on print

El ministerio de Relaciones Exteriores de Guatemala confirmó este viernes que fueron 176 los guatemaltecos arrestados durante las redadas contra migrantes indocumentados esta semana en Misisipi, Estados Unidos.

La Cancillería de esta nación señaló que el Gobierno de Guatemala “ha dado instrucciones a los funcionarios consulares para prestar de manera expedita todo el apoyo que requieran los 176 guatemaltecos que hasta el momento han sido afectados por las medidas y que se encuentran bajo custodia”, publicó este sábado Telesur.

Trasciende este comunicado pocas horas después de que el director interino del Servicio de Inmigración y Control de Aduanas de Estados Unidos, Kevin McAleenan, hiciera publica la cifra de al menos 390 guatemaltecos detenidos en los operativos migratorios del pasado miércoles.

“Los operativos contra migrantes que permanecen en EE.UU. de forma ilegal continuarán, estos se desarrollarán con total diligencia y trato humanitario”, indicó el director interino.

Estas cifras representan el 57,5% del total de migrantes apresados, tras la inspección de siete plantas de procesadoras de alimentos y detuvieran a un total de 680 indocumentados, refiere la nota del medio multiestatal.

Por otra parte, expertos señalan que Guatemala no está preparada para asumir la condición de tercer país seguro, pues las autoridades migratorias de este país carecen de la capacidad para manejar un aumento potencial de las solicitudes de asilo en virtud de este acuerdo.

La socióloga Ana Silvia Monzón en entrevista exclusiva a Telesur señaló que Guatemala es un país con alto nivel de pobreza, con escasas oportunidades para los jóvenes quienes no tienen acceso a la educación básica y mucho menos la universitaria, así como tampoco hay una generación de empleo que les brinde la oportunidad de acceder a los recursos para tener una vida digna.

De igual forma, la experta coincide en que hay dos flagelos todavía mayores en Guatemala: la corrupción y la injerencia extranjera.

“En Guatemala, a partir de la invasión de 1954, se corta el Gobierno electo democráticamente del coronel Jacobo Arbenz y los Estados Unidos jugaron un papel en ese sentido. Desde entonces la injerencia es más que clara, sigue pesando en la vida, la economía y en la política del país”, concluyó Monzón. AVN

Share on facebook
Share on twitter
Share on whatsapp
Share on email
Share on print
×
Publicidad