Flash y Talento: los morrocoyes de Santa Rosalía

Share on facebook
Share on twitter
Share on whatsapp
Share on email
Share on print

Flash llegó a Caracas desde el estado Bolívar, una amiga le dio a Nancy Alvarado ese regalo en su cumpleaños y desde entonces ha sido el consentido de la casa.

El nombre de este morrocoy se debe a la rapidez con la que avanza por el patio de la vivienda, lo que lo diferencia de otras mascotas de su especie.

Su fiel compañero, Talento, nació en Caracas hace tres años y desde hace dos años está con Nancy, es poco amigable y se le ve caminar poco por la casa, a diferencia de Flash.

Ambos están en el patio de una casa grande situada en el sector El Cementerio, en la parroquia Santa Rosalía; a veces se pierden durante varios días y la dueña no los ve. Cuando aparecen lo hacen para comer y beber agua y siguen en reposo.

Estos animales, en peligro de extinción, no son comunes en la zona, por lo que los vecinos se acercan hasta la casa para visitarlos. Casi siempre están escondidos entre las matas, pero cuando se asoman los espectadores quedan asombrados por la rapidez de Flash, quien en un abrir y cerrar de ojos pasa de un lado a otro.

Su dueña relata que para dormir basta con esconderse dentro de su caparazón y suelen descansar por largas horas sin importar si es de día o de noche.

Algunos datos curiosos:

  • Deben estar en tierra y no en piso de concreto porque se le parten las patas.
  • Deben comer alimentos con un contenido alto en fibra que incluya hierba, plantas, flores, verduras. No se le debe dar cítricos.
  • No se deben bañar a diario porque se le debilita el caparazón.
  • Tienen que estar bajo poca luz, ya que la iluminación le afecta la vista.
  • Necesitan hidratación constante, por lo que tienen que tener abundante agua a su alcance.
  • El nivel de fertilidad dependerá de las horas de luz al día y la temperatura del ambiente.
Share on facebook
Share on twitter
Share on whatsapp
Share on email
Share on print
×
Publicidad