Últimas Noticias Logo

Caracas, 02/10/2014
Iniciar sesión| Registrarse


FÚTBOL | 30/06/2012 03:35:00 p.m.
Así llega España a la final de la Eurocopa
Los 23 elegidos por el seleccionador Vicente Del Bosque están listos para intentar defender el título europeo y ser la primera selección de la historia en conseguir la triple corona.

Así llega España a la final de la Eurocopa
España defenderá su título a como dé lugar (Creditos: AP)
EFE.- Los 23 elegidos por el seleccionador Vicente Del Bosque están listos para intentar defender el título europeo y ser la primera selección de la historia en conseguir la triple corona.

PORTEROS:

Iker Casillas: Nunca falla en las grandes citas y en la Eurocopa 2012 ha vuelto a ser San Iker. Apareció siempre que se le necesitó para ser el portero menos goleado del campeonato. Un solo tanto encajado en cinco encuentros. Desde que en el estreno le marcó Di Natale acumula 420 minutos sin encajar un tanto. Salvó a España con una parada a Rakitic ante Croacia. Volvió a parar un penalti en una tanda final para tumbar a Portugal en semifinales. Agota los récords por batir. 135 internacionalidades. Desde que Zidane le marcó en el Mundial 2006 nadie le ha superado en un partido de eliminatorias de Eurocopa o Mundial. Engrandece su leyenda cada partido.

Pepe Reina: No ha aparecido en el campo al jugar Casillas todos los minutos, pero ha cumplido con su papel clave en el vestuario. Es uno de los que mandan, que instala el buen ambiente y siempre está cerca de sus compañeros. El futbolista que les espera a pie de campo para dar ánimos en cada descanso. Desde el banquillo no ha parado en ningún partido y hasta ha picado a rivales como Coentrao, que le devolvió un gesto obsceno, para sacarle del partido en semifinales.

Víctor Valdés: No debe ser fácil para uno de los mejores porteros del mundo ser titular indiscutible en el Barcelona y no jugar un minuto en la selección. Víctor lo asume con naturalidad y de nuevo ha mostrado un comportamiento ejemplar en cada entrenamiento, subiendo el nivel de esfuerzo de Iker Casillas y aumentando la competencia.

DEFENSAS:

Álvaro Arbeloa: indiscutible para Del Bosque en el lateral derecho, ha firmado una Eurocopa firme en labores defensivas. Críticas en el inicio silenciadas con su carácter gracias al marcaje a dos de los mejores extremos del mundo: Frank Ribery en cuartos de final y Cristiano Ronaldo en semifinales. En ataque asoma mucho para los pocos balones que le dan, pero ha rozado el gol en tres ocasiones. Lo ha jugado todo. Es el futbolista que más faltas hace del torneo y el que más recibe.

Juanfran Torres: en su primera experiencia con la selección es uno de los futbolistas que no ha debutado pero muestra su ilusión por estar en la Eurocopa en cada día de concentración. Del Bosque no ha rotado en el lateral derecho. No ha habido sanciones y le ha perjudicado que en el otro costado exista la figura de un lateral ofensivo como Jordi Alba. Dos juntos no entra en el esquema del seleccionador.

Sergio Ramos: es uno de los jugadores de la Eurocopa. Ha jugado un campeonato perfecto. Líder de la defensa menos goleada. Imprimiendo carácter, raza, siempre imponiendo su físico en el contacto con el rival, fuerte por alto, rápido, sacando el balón bien jugado y marcando un penalti que tapó bocas. Cuando España temblaba recordando su lanzamiento en semifinales de Liga de Campeones, sacó su personalidad para chutar a lo Panenka y lanzar a la selección que tanto siente a la gran final.

Gerard Piqué: ha dejado en el olvido una temporada irregular con el Barcelona. De extraños a pareja perfecta con Sergio Ramos. De pensar que añoraría a su íntimo amigo Carles Puyol, a compenetrarse con su nuevo socio con el que antes no tenía 'feeling'. Mejoró con el paso del campeonato, jugando todo, cogiendo más ritmo para acabar siendo clave al corte, en el juego aéreo y en las ayudas a Arbeloa. Ha reencontrado en la competición su verdadera identidad.

Javi Martínez: Llegó a la Eurocopa como el tercer central gracias a la nueva posición que explotó Marcelo Bielsa en el Athletic Club pero los pocos cambios de Del Bosque le impidieron jugar en esa posición. Lo hizo en el medio centro, solo un partido, durante 25 minutos. Siempre suma y espera su oportunidad. Sabe que el verano no acaba para él y le esperan unos Juegos Olímpicos que también desea que sean inolvidables.

Raúl Albiol: Pasó de jugar todos los partidos amistosos previos a la cita europea a no tener minutos. Como le pasó en el Mundial de Sudáfrica puede acabar la Eurocopa sin estrenarse. En su carácter no está enfadarse ni poner malas caras. Siempre jugador de grupo y preparado por si tiene que saltar a jugar.

Jordi Alba: Es la revelación de la selección española. Solo cinco internacionalidades antes del inicio de la competición y parece que lleva jugando toda la vida con sus compañeros de selección. Ha hecho olvidar a Joan Capdevila. Del Bosque le dijo que tenía que ser el mejor lateral izquierdo de la Eurocopa y lo ha conseguido. Incansable en sus subidas por banda cada partido, es el jugador de la 'Roja' que más kilómetros acumula con 60 recorridos en los cinco partidos que ha disputado completos. Rapidísimo en defensa. Llega a la final tras cerrar su fichaje por el Barcelona. Eufórico.

CENTROCAMPISTAS:

Sergio Busquets: Es el futbolista que más ha jugado en la 'era Del Bosque', un dato que muestra su papel principal en el éxito de la selección española que pasa a ser de actor secundario en los partidos. Es feliz trabajando en la sombra, realizando a la perfección labores oscuras que no se llevan el protagonismo. Siempre pendiente de hacer una cobertura a un compañero, tapar espacios, robar balones y construir con rapidez. El ancla de la 'Roja'.

Xabi Alonso: Alcanzó durante la Eurocopa el centenar de partidos con España, el quinto futbolista de la historia que lo consigue. Lo celebró marcando los dos goles de cuartos de final a Francia. Con la elástica roja da un paso adelante en su posición respecto al Real Madrid. Más libertad para construir y asomar en ataque. O para ayudar a Busquets cuando el rival aprieta. Ha ido de menos a más en la competición. Parecía tocado en el aspecto físico pero ha acabado jugando 455 minutos de los 480 posibles. Con 56 kilómetros es el segundo internacional que más distancia recorre.

Xavi Hernández: El abanderado del fútbol de toque de la selección española no ha mantenido el nivel de la última Eurocopa, en la que fue nombrado mejor jugador del torneo. Era imposible. Más vigilado que nunca por sus rivales ha luchado por dar fluidez al juego. Jugó todo hasta que Del Bosque entendió que necesitaba más ritmo en la prórroga de la semifinal ante Portugal. Ha realizado un esfuerzo que durante la temporada no hizo en el Barcelona. El estado de su sóleo no le permitió jugar todos tres partidos por semana. Con España lo ha hecho.

Andrés Iniesta: Está en la pelea por ser nombrado mejor jugador de la Eurocopa. Si España revalida el título es el favorito para conseguirlo. Las lesiones que le cortaron esta temporada en el Barcelona no han aparecido en la competición. De él depende el ataque de la selección. De su magia, la brillantez en el control, el regate. En cambiar el ritmo del partido con una jugada eléctrica. Aún no ha marcado en 464 minutos disputados. Sueña repetir ante Italia el gol decisivo que dio el Mundial de Sudáfrica.

Cesc Fábregas: Ha intercalado titularidades con suplencias para acabar jugando y siendo importante en todos los partidos. Sentía que era su momento en la selección y sin llegar a ser indiscutible por fin se ha sentido importante. El autor del gol de penalti en cuartos de la Eurocopa 2008 que cambió la historia y el pase de gol de la final del Mundial 2010, tenía reservado un nuevo penalti decisivo. El último ante Portugal para colocar a España en el Olímpico de Kiev. Como 'falso nueve' ha marcado dos goles y opta a ser máximo artillero del campeonato si marca en la final.

Santi Cazorla: Se quitaba la espina de perderse por lesión el Mundial pero aunque Cazorla cuenta con la total confianza de Del Bosque, no ha tenido la continuidad necesaria para brillar. Tiene por delante nada más y nada menos que a Iniesta. Tan solo 16 minutos en el campeonato. Víctima de las pocas rotaciones por las que apostó el seleccionador.

Jesús Navas: el extremo de Los Palacios no ha sido titular pero tenía reservado un papel que ha bordado. Ha sido uno de los revulsivos de Del Bosque cuando España no encontraba ritmo ni espacios en la defensa rival. Siempre pegado en banda derecha, en un gran momento de forma para encarar al rival y buscar centros. Marcó el gol que dio por finalizado el sufrimiento ante Croacia en la tercera jornada.

DELANTEROS:

David Silva: El mago de Arguineguín está acusando la cantidad de partidos que ha jugado esta temporada en Inglaterra con el Manchester City. Ha ido de más a menos y preocupa su estado de forma al cuerpo técnico. Jugó tan solo 60 minutos en la semifinal, en la que fue el primer cambio. Marcó un tanto en la goleada a Irlanda y es el máximo asistente con tres pases de gol. Indiscutible para Del Bosque, deja en el olvido su enfado del Mundial cuando desapareció tras la derrota del estreno ante Suiza, que provocó que meses después admitiese no sentir la confianza del seleccionador.

Juan Mata: Ha pasado de ser un futbolista clave en el éxito del Chelsea en Liga de Campeones a no jugar ni un minuto en la Eurocopa. Se resigna y pelea cada entrenamiento esperando su oportunidad. Tiene, como Javi Martínez, el consuelo de acudir a los Juegos Olímpicos de Londres.

Pedro Rodríguez: Fue el último en 'colarse' entre los 23 elegidos por su buen final de temporada y ha respondido al papel de revulsivo que se espera de él. No debutó hasta los cuartos de final cuando cumplió a la perfección con lo que le encomendaron y sentenció a Francia provocando un penalti. Ante Portugal, en semifinales, también estuvo en los minutos más importantes. Se quedó con la rabia de no marcar en la ocasión clara que tuvo. Espera hacerlo en la final y poder repetir jugando como ya hizo en el Mundial cuando fue la gran sorpresa del once del seleccionador español.

Fernando Llorente: Es una de las deudas que se lleva Vicente Del Bosque de esta Eurocopa. No le ha dado ni un solo minuto en todo el campeonato tras ser pieza importante en la fase de clasificación. Fue de los futbolistas que más castigado llegó a Polonia, cargado de partidos en una temporada intensa con el Athletic. Lo ha acusado perdiendo su espacio en la selección.

Álvaro Negredo: Con la ilusión del principiante esperó a su momento para jugar de titular la semifinal y disfrutar del que definió el momento más bonito de su carrera. Hasta entonces solo había participado un minuto ante Croacia para generar una ocasión de gol. No ha tenido opciones de remate pero en los 55 minutos que ha jugado, se ha dejado todo en el campo, se ha 'peleado' con los centrales y ha colaborado en el bien del equipo.

Fernando Torres: El héroe de Viena repite el protagonismo menor de Sudáfrica perjudicado por el debate del nueve y las apuestas de Del Bosque por jugar con un falso punta. Más fresco en el físico que el resto, comenzó en el banquillo ante Italia y falló dos claras ocasiones para ganar el partido. Se resarció como titular ante Irlanda marcando dos de los cuatro goles de la 'Roja'. Ante Croacia no brilló y regresó al banquillo para quedar ya relegado a un papel menor. Su espíritu de lucha le lleva a pelear hasta el último instante. Dio el título hace cuatro años. A ver que le depara el destino en Kiev.




Publicidad


Publicidad


Publicidad


Publicidad


Publicidad


Publicidad