Últimas Noticias Logo

Caracas, 21/10/2014
Iniciar sesión| Registrarse


ACTUALIDAD | 02/04/2011 11:26:37 p.m.
A los peñeros de Paria le roncan los motores
En Río Caribe hay ocho talleres dedicados a la construcción de estos botes que requieren más de un mes de trabajo y pueden costar 12 mil bolívares.Al momento de elaborarlos la madera debe ser cortada "en buen tiempo", con luna menguante, para garantizar la durabilidad y resistencia del navío.

 El término "peñero" se aplica  a un bote de perfil  angosto, quilla corta y proa muy alta, capaz de desafiar fuertes oleajes y de  adentrarse con facilidad entre acantilados y peñascos, en las faenas de pesca.

Al momento de elaborarlos  la madera debe ser cortada "en buen tiempo", con luna menguante, para garantizar la durabilidad y resistencia del navío.sí los hacía Jesís Velásquez quien se ufanaba de los suyos. "Corren mucho. Con buenos motores son los Mercedes Benz del mar", decía. 

   Carpintero de ribera, de larga tradición, como muchos de Río Caribe y la costa de Paria, aquel artesano laborioso de chistoso decir afirmaba que "sus peñeros" eran famosos no sólo en el país, sino en muchas otras partes. "Un norteamericano se llevó uno para Boston y se hizo fabricar una réplica de fibra de vidrio", contaba.

Velásquez recomendaba buenos motores. "¿Si no hubieran inventado los fuera de borda qué sería de nosotros?", se preguntaba.

 Se estiman en 45 los artesanos. De las 20 carpinterías de ribera, ocho están ubicadas en Río Caribe y el resto en Irapa, Güiria, Uquire, San Juan de Las Galdonas, Caracolito y otras zonas de Paria.

En los últimos 10 años la producción ha mermado y actualmente fabrican, en total, entre 50 y 60 botes al año.
La mejor herencia. La mayoría de  los astilleros son microempresas artesanales y quienes están al frente han heredado el oficio de las generaciones que los precedieron.
Tomás "El negro" Tovar, de 71 años de edad, fabrica botes y lanchas en Río Caribe desde los 19 años. Dice que la carpintería de ribera fue el mejor legado que su padre, Félix, le pudo dejar. En su labor lo acompañan  sus dos hijos, Félix y Miguel.

 "Se arman la quilla y la plantilla, luego la proa, después la popa. Hecho el armado, se van disponiendo las cuadernas maestras y está listo el esqueleto. Luego se entabla y se incorporan los bancos. Hecho esto, el casco está listo para pulir, macillar y pintar", explicó  a  Últimas Noticias.

Un bote pequeño  requiere más de un mes de trabajo. El precio también depende de las dimensiones. "Un peñero de 6 metros tiene un costo aproximado de Bs 12 mil", precisó.

En lo que va de 2011 sólo ha podido elaborar un bote, a diferencia de otros años cuando construía más.

Los materiales son cada vez más costosos. Un metro cúbico de madera (menos de 30 tablas) cuesta Bs 3 mil, sin contar el transporte desde el aserradero, expresó.

 Otros desarrollan la actividad casi clandestinamente. "Somos muy acosados por la pedigüeñía uniformada", dijo uno de los carpinteros. 

Evaristo Marín/Rosana Galarraga


Publicidad


Publicidad


Publicidad


Publicidad


Publicidad


Publicidad